www.flickr.com
vpmendi's photos More of vpmendi's photos

sábado, noviembre 25, 2006

es que todo es posible en este lugar

y ahora resulta, por muy loco y cuestionable que esto suene, que la planta muerta no está muerta, la muy insolente está viva... y yo la vi morirse, casi hago pizza con sus restos, aunque creo que una hoja de las que tiene se movía un poco de rato en rato, pero eso significa que la planta se estaba muriendo... y no, en contra de todo lo lógico y de lo aparente, la planta esa no estaba muriendo… estaba descansando de la vida y del tedioso trabajo de ver desde arriba a la gente haciendo raclets y bebiendo alcohol

la planta no se murió,
la planta se vivió

*lo dice ella que la vio porque yo no la he visto, pero como siempre yo le creo

lunes, noviembre 13, 2006

simple

la planta está muerta, seca como el orégano seco y como tantas cosas
no es cuestión de opiniones ni de puntos de vista
no importa si ahora la riego o si le pongo ron
esta muerta y es tan simple como eso,
y no importa porque la planta muerta no es importante

y divagar en conversaciones no está mal
y reírse por un "algo mas?" después de un "Y" explícito tambien está bien
y solucionar el mundo entero entre cafés y cigarros está bien
y bajar el velocímetro solo por culpa de los focos en el camino esta bien
y festejar la primera vez en un tunel entre miles esta perfecto
y el sprite Zero esta bien
y estar triste esta bien
y ser uno mismo esta bien
y todo esta bien porque la vida es así...
las cosas no merecen tanto cuestionamiento

jueves, noviembre 02, 2006

Blue Code

Coherencia absurda o perfecta locura, llámenle como quieran, al final es igual, al final estos instantes siguen significando lo mismo, estos instantes en los que despierto momentáneamente de este estado de suspensión mental y lo veo... y te veo, son las tresquince y ahí estas tu, llegando del trabajo como todos los días, y yo te espero para acompañarte a almorzar, tu ahí y yo ahí con mi taza azul de café medio cortado medio no-cortado, tu y yo, y siento que te siento, y respiro de ti... y te beso y siento tu beso en mi, y tus manos en mi, tan dueñas de mi, yo tan de ti... y vuelvo a despertar y vuelvo sin querer al estado ese donde todo esta suspendido en alguna parte del aire... son todavía las tresquince, pero no has llegado, no vas a llegar, no estoy en la mesa acompañándote, estoy sentada en el auto, y de pronto llega a mi ese golpe devastador, ese golpe que me impide respirar de cualquier aire, ese golpe permanente que mueve todo lo que piso, y me faltas, me faltas tu y tu locura, tu y tus enojos, tu y tus silencios... y toda la vida contigo, todos los despertares contigo al lado mío, y entonces vuelvo a detenerme en el mismo respiro de hace dos meses... y te extraño amor, y el golpe obliga al agua de mar a salir de mi, más fuerte que yo, y me quema por dentro y por fuera, y las gotas forman tu nombre en el lugar que las recibe... y no, no hay forma de volver atrás, y todo en mi afirma que te extrañaré el resto de mi vida